A veces, las casualidades ayudan a descubrir cosas un tanto inesperadas de nuestra intrahistoria literaria. Fue lo que me pasó a mí una tarde, cuando estaba buscando otra cosa en Galiciana, la versión online del Archivo de Galicia, y me encontré donde menos me la esperaba a Emilia Pardo Bazán. Era una especie de breve y en él la escritora funcionaba como un reclamo para el mejor tostado, que se tenía que pedir en cualquier café o confitería en los años 20. ¿Era Emilia Pardo Bazán el nombre y la identidad de una marca de café? Eso fue lo que mi cerebro concluyó en un primer momento, por aquello de que se vendía en cafés,  pero estaba llegando a una conclusión errónea. Emilia Pardo Bazán era la marca de un vino tostado.

El vino tostado es uno de los vinos de la denominación de origen del Ribeiro, una de las cinco denominaciones de origen de los vinos de Galicia. Como explican en la web de la DO, este vino (dulce) se empezó a poner de moda durante el XIX y a principios del XX era un vino caro y lujoso, por el que se pagaban hasta cinco veces más de lo que se pagaba por el vino blanco y tinto. Hoy, por lo que se puede ver online, sigue siendo un vino escaso y caro.

Pero volvamos al Tostado Emilia Pardo Bazán y su historia. El primer anuncio (o al menos el primero que es fácil de localizar) aparece en 1928 en El Pueblo Gallego, publicado en Vigo y el periódico de referencia de la Galicia de los años 20 y 30. Los anuncios continuarán sin muchas variantes durante los siguientes años en el mismo periódico. Hay anuncios en el 28, el 29, el 30 y así hasta 1936. Luego los anuncios vuelven a aparecer en 1940, el año que usé como punto final para mis pesquisas.

De forma recurrente, el anuncio usa el mismo claim. Lo mejor de Galicia. Tostado Emilia Pardo Bazán. Pídase en todas las confiterías, tiendas, cafés y bares. En muchos de ellos se incluyen más datos sobre quién está detrás de este producto con una dirección “Colón, núm. 3” (de Vigo, que no se especifica pero se da por sentado por el origen del periódico) y un teléfono de contacto (el 352 que luego será el 1649). En 1929, en diciembre, los anuncios se hacen un poco más grandes y añaden el “En Navidades”.

En 1930, se añade otro cambio y la campaña se realiza en gallego. “O mellor de Galicia. Tostado Emilia Pardo Bazán”. Los responsables del vino no lo hicieron de forma permanente. El anuncio aparece en el número de El Pueblo Gallego del 25 de julio. ¿Fue un guiño al día de Galicia?

Curiosamente, o al menos eso es lo que arrojan los resultados de búsqueda por palabras clave en Galiciana, los fabricantes del vino no publicaron anuncios en otros diarios gallegos, salvo en tres números (enero, febrero y marzo) de la RAIG : Revista Artística Ilustrada de Galicia, en 1935. El anuncio menciona al “exquisito Blanco Bar” que es el “mejor aperitivo” y también invita a tomar “una copita” del tostado de Emilia Pardo Bazán. Es el único anuncio ilustrado.

Pero ¿de dónde sale este vino tostado y quién lo hace? ¿Sabía la familia de Pardo Bazán que esto existía? Sobre el último punto es difícil llegar a conclusiones, porque la única información que tengo sobre la cuestión son anuncios y breves, muy breves, de prensa.

En 1935, El Compostelano, periódico local de Santiago, publica un breve. “Hállase en esta ciudad nuestro estimado amigo el activo representante del “Tostado Emilia Pardo Bazán”, de las Bodegas de Torre Sant Thomé, D. José Uzal”. Buscar ahora esas bodegas es un poco complicado. ¿Quiénes eran? Una búsqueda exacta en Google da deprimentes resultados: “No se ha encontrado ningún resultado para “Bodegas de Torre Sant Thomé””, me decía Google cuando lo intentaba. Una factura que se vendió en un portal de coleccionistas da unos cuantos datos por los que tirar. La bodega estaba en Freixeiro, que hoy es simplemente un barrio más de Vigo y una zona urbana.

Ese José Uzal podía ser un comercial de las bodegas, pero quien estaba asociado a la dirección del depósito en Vigo que hacía publicidad era Jesús Lorenzo Gil. Como nos deja entrever algún anuncio, era el dueño de la marca. En octubre de 1928, en el entonces ferrolano El Correo Gallego, Lorenzo Gil publicaba un anuncio buscando “representante activo y serio” para esa “plaza”. Se presenta como “propietario de las marcas” del tostado Emilia Pardo Bazán, pero también de vinos de mesa Torre Stº Thome, Blanco Bar, Clarete Restorant o del blanco “especial para mariscos” Lágrimas del Miño.  En noviembre de 1929 publica un anuncio mucho más aséptico en el ABC, buscando también representantes “en provincias”.

En 1931 dona “dos cajas de vino clarete Restaurant y una caja de tostado Emilia Pardo Bazán, de justo y reconocido renombre” para el “grandioso banquete de la prensa” que se iba a celebrar en febrero en Vigo organizado por la Asociación de la Prensa de Vigo y al que dejan claro en la crónica de El Pueblo Gallego que “vendrán muchísimas personas” y que lo harán desde “distintos puntos de Galicia”, “especialmente señoritas para concurrir a una fiesta de tanto renombre”. Por cierto, y como curiosidad, el “tocador de señoras” estaba amueblado por una tienda de Vigo… y contaba con “servicio” de la “distinguida peluquería (…) La Maison de la Coiffure”.

El nombre de Lorenzo Gil aparece en dos recolecciones de dinero para fines culturales durante los años 30 en la ciudad, pero poco más es lo que se puede averiguar sobre él investigando de una manera rápida.

Lo curioso, y lo que algún día nos dará para una investigación más profunda, es que Emilia Pardo Bazán no era la única intelectual gallega que tenía su propio vino tostado. Uno de los anuncios de una campaña navideña del responsable de este vino aparece al lado del anuncio del Tostado Concepción Arenal, de venta en “buenas tiendas de ultramarinos y confiterías” y un famoso tostado. Detrás de este vino estaba, como se descubre tras una superficial búsqueda en Galiciana, Ramiro Vázquez, exportador de vinos asentado en la calle Areal 12 de Vigo. “El vino tostado Concepción Arenal sobresale de todos sus similares y dio tanta fama a esta casa como la que dio a Galicia tan ilustre pensadora”, dicen en uno de sus anuncios en 1924.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...