New York Society Library

Fascinante, se podría decir por un lado. Quiero hacer lo mismo, se podría decir por otro. En las bibliotecas de Nueva York no solo hay libros y no solo hay bibliotecarios que se encargan de mantener todo en perfecto estado, también había (al menos hasta hace unas décadas) quienes vivían allí todo el año. Las bibliotecas tenían a personas trabajando a tiempo completo como guardeses, que vivían en pisos creados en el edificio con este fin (y que sí, confirman en el artículo en el que han recuperado su existencia, podían acceder a las estanterías repletas de libros las 24 horas del día). El último de estos guardeses/supervisores que vivían en las bibliotecas neoyorkinas se retiró en 2006.

Así, por ejemplo, en la biblioteca más antigua de la ciudad (y una de las pocas que quedan que funcionan bajo el modelo de suscripción), la New York Society Library, vivió durante un cuarto de siglo una familia, que se mudó al edificio en 1943. El matrimonio Thornberry y su hija de seis años (y el hijo que nació durante los años que vivieron en el edificio) vivieron en la biblioteca hasta que el padre se retiró como supervisor del edificio. Como explican en 6sqft, la familia tenía un apartamento propio dentro del edificio, pero también podían acceder al jardín que la biblioteca tiene en la azotea y a la biblioteca en cualquier momento. Los dos niños recuerdan ahora en su edad adulta la infancia especial que tuvieron creciendo en una biblioteca y las oportunidades de conocer a escritores famosos, que al fin y al cabo visitaban su casa. La propia hija del matrimonio celebró su boda en el edificio.

La casa de los Thornberry es ahora, como explicaban en un texto de la propia biblioteca, el espacio en el que se guardan y protegen los libros raros.

No es la única biblioteca en la que vivieron familias. Los Fedeler vivieron en un piso de cuatro habitaciones en uno de los edificios de la New York Public Library entre 1910 y 1949 (primero el padre y luego el hijo) e incluso tuvieron hijos que nacieron en la propia biblioteca (en esa época uno nacía en casa). Lo único malo era, según los recuerdos de los niños de esta familia, que sus padres no les dejaban hacer ruido en casa hasta que la biblioteca quedaba vacía.

Foto 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...