libros

Podría ser el punto de partida para una novela de esas que hacen las delicias de los amantes de los libros, aunque es una historia real que ha llegado estos días a la prensa belga (y de ahí al mundo): un experto en libros antiguos ha descubierto una biblioteca incorrupta desde el siglo XVIII. Y por incorrupta se debe entender una biblioteca que nadie había tocado y que permanecía tal y como la habían creado en su momento.

La biblioteca era la biblioteca personal de un émigré, uno de los franceses que huyeron del país durante la Revolución Francesa. El dueño de la biblioteca se instaló en una localidad belga, Bouillon, donde estableció su colección de casi 200 libros. Como recuerdan ahora en los medios, la biblioteca pertenecía a un intelectual, que tenía entre su propiedad varios títulos ahora raros y poco fáciles de encontrar (de uno de los libros encontrados, por ejemplo, solo se conocen media docena de ejemplares).

Esto solo ya haría que la biblioteca y su historia fuese fascinante, pero lo cierto es que no es lo único increíble de la misma. La biblioteca permanece tal y como estaba en la época de su dueño. Los libros permanecen intactos y tal y como eran, así como en el mismo lugar en el que su propietario los había colocado. La biblioteca es de hecho una especie de cápsula del tiempo, que permaneció sin alteraciones desde el siglo XVIII. “Es como si hubiera sido catapultado al siglo XVIII en una máquina del tiempo”, dice ahora el librero de viejo que se encargó de vender los libros encontrados, Henri Godts. Los libros, por cierto, permanecen tan inalterados que aún tienen la cubierta original.

¿Cómo se mantuvo la biblioteca en esas condiciones? ¿Era una habitación secreta? Lo cierto es que no es fácil encontrar una explicación a este punto, más allá de lo que el librero cuenta a la televisión belga. La biblioteca estaba en una casa histórica que se ha mantenido como era y estaba tras una puerta protegida con una puerta con cerradura y una llave gigante.

Todo ello hizo que se mantuviese con el ambiente del XVIII, como una especie de escenario digno de entrar en un museo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...