segovia

El turismo literario es una las cosas que más puede gustar a un entusiasta de la literatura. Viajar siguiendo los pasos de los escritores favoritos de cada uno es algo que gusta, casi tanto como entrar en sus casas natales y mirar el lugar en el que vivieron y sobre todo el lugar en el que escribieron sus obras. Aunque, como ocurre con todo en el mundo del turismo, hay algunos lugares que están más masificados en el terreno de lo literario que otros: es decir, a todos se nos ocurren un par de lugares y ciudades claves para hacer turismo literario. Por ello, y para ofrecer una alternativa diferente a lo que siempre se pone en todas las listas de lugares a visitar por los fans de la literatura, hoy nos vamos a centrar en escoger 9 ciudades para hacer turismo literario en España nada mainstream.

– Soria. La ciudad de Castilla y León es uno de los lugares en los que siempre pensamos cuando nos imaginamos los lugares más fríos de España pero es, además, el lugar al que hay que ir si se quieren seguir los pasos de Antonio Machado. Desde la ciudad se puede ampliar el recorrido y hacer una ruta siguiendo al poeta por la zona de Pinares. En Soria ciudad el ayuntamiento organiza visitas guiadas que siguen a Antonio Machado por la ciudad como el aula en la que impartió clases, la Casa de los Poetas y el Olmo. Pero, sobre todo, en Soria es donde está la tumba de Leonor, su amada esposa. tumba leonor machado

Soria también está unida a Bécquer, que se casó con una soriana y que ubicó en la zona algunas de sus leyendas. En la provincia hay dos casas museo, una del escritor y otra de su mujer. Y además en Soria hacen un evento en el cementerio el día de Difuntos bécqueriano que hará que os quedéis sin excusas.

– Segovia. Segovia es turismo literario del mainstream durante el mes de septiembre, cuando acoge el Hay Festival en su edición España y congrega a escritores, lectores y entusiastas de las letras. El resto del año deja de ser mainstream y podemos ponerla en nuestra lista (¡viva!). Uno de los atractivos literarios de Segovia es también Antonio Machado y su casa es francamente fascinante. La casa es la antigua pensión en la que tuvo una habitación el escritor mientras era profesor en el  Instituto de Bachillerato, entre 1919 y 1932. Se mantiene tal y como era entonces (techos bajos, muebles de la época, decoración modesta) que es posiblemente lo mejor de la experiencia de verla. El espacio es reducido, pero la visita se hace con guía que cuenta los secretos de la casa. La entrada es prácticamente simbólica.

Pero en Segovia vivieron otros escritores y es posible hacer una ruta literaria siguiendo las huellas de, por ejemplo, San Juan de la Cruz.

– Salamanca. Salamanca era una de las grandes ciudades de la Edad Media en España y es el lugar en el que está una de las universidades más antiguas. Muchos escritores vivieron o murieron en ella (véase Unamuno), aunque la más famosa – la que más turismo ha despertado desde siempre – es Teresa de Jesús, la poetisa mística que además es santa. Su casa es la primera parada del recorrido. Pero además hay un huerto dedicado a Calixto y Melibea (los protagonistas del único libro medieval por el que quizás sentiste curiosidad cuando eras adolescente), turismo de cafés, un museo del arte modernista (vale, no es literario específicamente, pero el modernismo merece una parada siempre) o una casa museo de Unamuno que (por desgracia) solo abre por las mañanas y con horarios limitados.

– Santiago de Compostela. Hacer turismo literario en Santiago de Compostela requiere que el visitante haga un duro ejercicio de imaginación, a pesar de los muchos escritores que han nacido, trabajado, vivido o fallecido en la capital gallega. En el cementerio de Boisaca, están los restos de Valle Inclán, a quien también se puede seguir por la ciudad. La parada más popular de todas las asociadas a Valle Inclán es una estatua en la Alameda, el parque decimonónico del centro. El escritor está sentado en un banco, apreciando las vistas. También hay un centro Torrente Ballester (pero debéis investigar qué hay o si está abierto cuando lo vayáis a visitar) y un museo fascinante, aunque no abren más que en temporada turística, que es una pensión de estudiantes del siglo XIX, tal y como era cuando inspiró la novela La casa de la Troya.

– A Coruña. Y si Santiago peca de escasas casas museo, A Coruña suple ampliamente esa necesidad. Por recuperar hasta han recuperado (y es una visita muy interesante) el piso en el que Pablo Picasso vivió de niño y pintó sus primeros cuadros. Literarios tienen el museo de Emilia Pardo Bazán, que ocupa el primer piso de la Real Academia Galega, y no muy lejos de la ciudad está la casa de Wenceslao Fernández Florez. También hay una casa museo de Santiago Casares Quiroga, el político de la II República, que tiene cierta relación con el mundo de los libros: en la casa falta la inmensa biblioteca del político porque, cuando estalló la Guerra Civil, las tropas franquistas quemaron, destruyeron o llevaron ante la justicia los 10.000 volumenes que la formaban. 

regenta oviedo– Oviedo. Decir que Oviedo es La Regenta sería demasiado simplista pero, como nos gusta la literatura del XIX, vamos a permitírnoslo. Existe una ruta clariniana que sigue los pasos de los personajes por Vetusta y hay una estatua de Ana Ozores que es un must a la hora de hacerse fotos.

– Las Palmas de Gran Canaria. Si piensas en turismo en España, piensas en Canarias (sobre todo si eres del norte y estás al borde de la desesperación por un día de sol continuado). Las Palmas es además una ciudad literaria, ya que es donde nació Benito Pérez Galdós. El escritor vivió allí hasta 1862. La casa funciona como lugar para descubrir cómo era la vida de las clases altas en el XIX en la isla. En la isla también están la casa museo de Tomás Morales (un poeta modernista no muy conocido, pero siempre estamos dispuestos a visitar casas museo literarios) y en Las Palmas una institución cultural de edificio modernista con el sugerente nombre de Gabinete Literario.

– Almendralejo.  La localidad extremeña aparece en toda lista de turismo literario con el nombre completo del Almendralejo de José de Espronceda y Carolina Coronado. Se supone que es la Ciudad del Romanticismo, así que pedigrí literario tiene.

Amantes de Teruel

– Teruel. Debemos confesar que Teruel es uno de los lugares en España a los que más ganas tenemos de ir en la redacción de Librópatas. También es un destino altamente literario. ¿Qué son si no literatura los Amantes de Teruel? Hay mausoleo de los amantes, que protagonizaron muchísimas reescrituras literarias de su historia. También se puede seguir el camino del Cid (y ver edificios modernistas).

Fotos  austinevan, Fundación Amantes de Teruel,  antifluor,  Neticola

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...