Antonio Basoli publicó en 1839 un libro llamado ‘Alfabeto Pictórico‘ que estaba compuesto de 25 viñetas o litografías cada una protagonizada por una letra del alfabeto. Cada letra formaba parte de una construcción arquitectónica edificios clásicos y orientales salidos de la imaginación del decorador y escenógrafo italiano. ¡Nos chifla la idea y el resultado, donde destaca la minuciosidad y el detalle de cada uno de los dibujos!